Biblioteca de Adriano

La Biblioteca de Adriano era un impresionante edificio rectangular creado para albergar la extensa colección de libros que poseía el emperador, además de funcionar como sala de lectura y centro de convenciones.

Construida en el año 132 d.C. bajo las órdenes del emperador romano Adriano, la Biblioteca de Adriano también era conocida como la "Biblioteca de las cien columnas".

La biblioteca en el pasado

La Biblioteca de Adriano ocupaba un extenso recinto, de 122 por 80 metros, que se encontraba rodeado por una galería compuesta por 100 columnas. En el centro se situaba un atrio en el que se construyó una iglesia paleocristiana en el siglo V d.C. que, posteriormente, sería sustituida en el siglo VIII y en el XI.

La biblioteca quedó destrozada y perdida en el olvido hasta 1885, cuando comenzaron las excavaciones, tras las cuáles se encontraros algunos bloques de piedra caliza e impresionantes columnas corintias de más de ocho metros de altura, además de los restos de los cimientos de una pequeña iglesia construida en el siglo V.

La biblioteca en la actualidad

Aunque son pocos los restos que se conservan de la Biblioteca de Adriano, es posible hacerse una pequeña idea de lo grandiosa que fue en otros tiempos y la gran cantidad de libros que se alojaron en el impresionante edificio.

La entrada combinada de la Acrópolis incluye la entrada a la Biblioteca de Adriano, por lo que, aunque los restos que se conservan son muy escasos, es recomendable hacerle una breve visita.

Horario

Todos los días: de 8:00 a 15:00 horas.

Precio

Adultos: 4€.
Estudiantes: 2€.
Entrada combinada adultos: 30€.
Entrada combinada estudiantes: 15€.
Incluye: Acrópolis, Ágora antigua, Ágora romana, Teatro de Dionisio, Kerameikos, Templo de Zeus Olímpico y Biblioteca de Adriano.

Transporte

Metro: Monastiraki, líneas 1 y 3.